EL SULTAN DE BRUNEY Y SUS HOTELES

Petróleo y hoteles: la fortuna del sultán de Brunéi que hoy escandaliza al mundo.T1

Monarca absolutista y uno de los hombres más ricos del mundo, en su país ha entrado en vigor un código penal que vulnera los derechos humanos

Brunéi es noticia en estos días y no precisamente por la gran fortuna que acumula su jefe de Estado y primer ministro (además de guía espiritual y estar al frente de las carteras de Asuntos Exteriores, Justicia, Defensa, Finanzas y Comercio), el sultán Hassanal Bolkiah.

 Sus extravagancias han sido glosadas por la prensa internacional durante décadas y siempre había sido percibido simplemente como un caso de ostentación y, posiblemente, mal gusto.

Desafortunadamente, el pequeño país asiático de unos 5.700 kilómetros cuadrados y apenas medio millón de habitantes, ocupa los titulares de los principales medios porque ha entrado en vigor un nuevo código penal que supone una flagrante violación de los derechos humanos, pues contempla la lapidación por el sexo entre hombres y el adulterio, pero también establece que habría que amputar manos y pies para las personas que osen cometer un robo.

El boicot de Hollywood.T1

Estas drásticas medidas son el final de un camino que comenzó en 2013, que inicialmente sancionaba estas conductas con multas y penas de prisión, en 2015 se prohibió la Navidad en público, pero ahora ha traspasado unas líneas rojas que han llevado a personalidades como George Clooney, Elton John (que ha actuado en dos ocasiones en este país) y Ellen DeGeneres a alzar la voz y a pedir que se boicotee la cadena de hoteles de la que es propietario en Estados Unidos.

El cineasta y activista gay Dustin Lance Black, por ejemplo, ha manifestado que «si continúas hospedándote o frecuentando el hotel Beverley Hills eres culpable de apoyar financieramente a estos asesinos».

Si esta campaña que ha comenzado en las redes sociales tiene éxito, podría ser el punto y final de un establecimiento en el que dejaron su impronta estrellas como Elizabeth Taylor y su marido, Richard Burton, Joan Crawford o Marilyn Monroe.

Este escándalo salpica directamente a muchas estrellas estadounidenses que de una u otra manera han estado vinculadas contractualmente con Brunéi.

 La más notoria de todas ya no está entre nosotros, Michael Jackson, cuya imagen vive sus momentos más bajos gracias al documental ‘Finding Neverland’.

El intérprete de ‘Bad’ fue la gran estrella contratada por el sultán (se dice que cobró 16 millones de dólares) para su fiesta de su 50 cumpleaños, el 15 de julio de 1996, a la que asistieron, entre otros, el príncipe Carlos de Inglaterra, pues el país había sido un protectorado del Reino Unido hasta enero de 1984.

No ha sido la única estrella que ha prestado sus servicios para la controvertida familia, y en 2014 la mismísima Mariah Carey podría haberse embolsado algo más de un millón de euros por cantar solo tres temas en una fiesta privada para el príncipe heredero en Londres.

Un evento del que se hacía eco ‘The Daily Mail’ y al que la intérprete de ‘Emotions’ habría llegado en un avión privado desde Nueva York y a la que también estaban invitadas la modelo Jerry Hall, la actrices Sophia Loren y Faye Dunaway, y la mítica Diana Ross, que también se habría subido al escenario.

En cualquier caso, no es la única fiesta repleta de celebrities del príncipe Azim, que ha heredado de su padre el gusto por la ostentación.

Una demanda que no prosperó.T1

Otro momento de su controvertida biografía que no podemos pasar por alto fue cuando a finales de los 90 su hermano Jefri y él fueron demandados por la ex Miss Estados Unidos Shannon Marketic, que manifestó que había sido contratada para hacer trabajos como modelo y promocionar el país y habría acabado privada de libertad durante un mes junto a otras mujeres en el harén de palacio y sometida a abusos sexuales. Sin embargo, la demanda no prosperó al gozar de inmunidad.

Biografia del sután.T1

Con 72 años, Hassanal Bolkiah ha acaparado titulares por su última medida, pero también por su ostentoso patrimonio, avaluado en US$ 20.000 millones, su colección de 500 Rolls Royce, y su residencia de 1.788 habitaciones.

El sultanato de Brunei ha acaparado la atención del mundo occidental al imponer un nuevo Código Penal que hoy entró en vigencia y que castiga con pena de muerte por lapidación la homosexualidad y el adulterio. Además, prevé la amputación de una mano o un pie para quienes roben, la violación es punible con la muerte, al igual que insultar al profeta Muhammad.

Algunos de estos castigos, como la lapidación por homosexualidad, se aplican tanto a musulmanes como a no musulmanes.

Esta reforma legislativa fue ideada por el sultán de Brunéi, Hassanal Bolkiah, de 72 años, y quien llegó al trono cuando su padre, el sultán Omar Ali Saifuddien, abdicó en octubre de 1967.

Es el 29° heredero de una dinastía de más de 500 años de linaje.

Bolkiah ha gobernado el país con mano de hierro y una estricta práctica del islam, más conservadora que en países como Malasia e Indonesia. Impuso la ley islámica, la Sharia, desde 2014 en todo su país.

 Además de ser el soberano de Brunéi, ejerce funciones de primer ministro, ministro de Defensa, de Finanzas y de Asuntos Exteriores.

Entre los ciudadanos de Brunéi, Bolkiah ha adquirido popularidad gracias a medidas como una educación y salud gratuita, y porque los bruneanos no tienen que pagar impuestos.

Pero más allá de estas medidas, la figura del sultán es llamativa en el mundo debido a su lujosa vida.

No solo ha adquirido el título de ser el segundo monarca con el reinado más largo, junto a la reina Isabel II, sino que también es uno de los hombres más ricos del mundo, con un patrimonio neto de alrededor de US$ 20.000 millones, según la revista Forbes, en parte gracias a las riquezas del petróleo y gas que ostenta la nación.

Un importante factor de su riqueza fue la crisis del petróleo de 1973, y los altos precios que adquirió el crudo.

Dentro de sus excentricidades lujosas, Bolkiah tiene la colección más grande de Rolls-Royce, con alrededor de 500 autos.

Su preferido es un Rolls Royce Phantom VI, que fue hecho a medida y que cuesta alrededor de US$ 600.000, según The Economic Times.

Se dice que el valor total de su colección es de alrededor de US$ 4.000 millones.

Pero su colección total de autos lujosos cuenta con cerca de 5 mil vehículos, entre ellos Mercedes-Benz, Ferraris, Bentleys, BMW, Jaguar, etc.

El palacio en el que reside, denominado Nurul Iman, es otro ejemplo de su opulento estilo de vida. El palacio fue inaugurado en 1984 para celebrar la independencia de Brunéi de Reino Unido.

 Es considerada la residencia privada más grande del mundo, con 200.000 metros cuadrados, 1.788 habitaciones y 257 baños, un salón de banquetes que se puede ampliar para acomodar hasta 5.000 invitados y una mezquita con capacidad para 1.500 personas.

Además, el palacio contiene un establo con aire acondicionado para los 200 ponis de polo del sultán y cinco piscinas.

El sultán también opera la Agencia de Inversiones de Brunéi. La agencia posee nueve hoteles de lujo en todo el mundo.

Los hoteles propiedad del sultán.T1

El Dorchester y el 45 Park Lane; de Londres; el Coworth Park de Reino Unido, el Beverly Hills Hotel, el Hotel Bel-Air; en Los Ángeles; el Maurice y el Plaza Athenee; de París; el Eden de Roma y el hotel Principe di Savoia de Milán.

Resultado de imagen para https://www.dorchestercollection.LOGO
https://www.dorchestercollection.com/en/london/the-dorchester/

The Dorchester en el corazón de Londres.T1

El Dorchester, probablemente el hotel que mejor define el gusto clásico inglés, empieza su declaración de intenciones desde su ubicación frente a Hyde Park.

En pleno barrio de Mayfair, el buque insignia del grupo Dorchester Collection vela por la continuidad de un mundo de opulencia y culto al detalle, las señas de identidad de esta cadena hotelera.

Inaugurado en 1931, el Dorchester es una leyenda viva del savoir fair británico. Durante la Segunda Guerra Mundial se convirtió en un lugar de encuentro para periodistas y políticos ya que era uno de los puntos más seguros de la ciudad.

 De todos estos acontecimientos da cumplida cuenta la exposición fotográfica que recrea su tradición como hotel de referencia para varias generaciones de aristócratas, artistas y famosos…

The Dorchester ha albergado algunos de los iconos más célebres y grandes romances de la historia, perfectamente personificados en la legendaria fascinación entre Richard Burton y Elizabeth Taylor. El Dorchester era una especie de segundo hogar para la pareja y fue testigo de muchos de sus momentos decisivos

Las habitaciones del Dorchester –250 entre suites y habitaciones dobles– vuelven a transportarnos a ese mundo casi perdido de la Inglaterra más depurada.

Casi todas tienen excelentes vistas a Hyde Park. Las más buscadas son las conocidas como las roof suites, las suites del tejado: la suite Audley, la Terrace y la Harlequin recuerdan al glamour hollywoodiense que siempre ha acompañado al hotel.

Algo que hoy queda muy claro con su tradicional té de las cinco… que adaptado a los nuevos tiempos comienza a servirse a la una y cuarto de la tarde.

 The Dorchester ha servido el mejor té de la tarde en Londres, en The Promenade, cualquiera que sea el día, la mejor sala de estar de Mayfair lo estará esperando para darle la bienvenida y revivirlo.

El Dorchester también ha decidido recuperar el glamour de la hora del cocktail en su exclusivo The Bar. Degustar un Dorchester of London, cocktail de ron y fruta prohibida, un exquisito licor que figuraba en la carta original de 1930 y que no se ha utilizado en los últimos 60 años, cuesta algo menos de 20 euros.

El Dorchester, en connivencia con el Plaza Athenèè de París, oferta una experiencia única: dormir en una de las dos ciudades y comer o cenar en la otra, en cualquiera de los restaurantes de Alain Ducasse, ambos poseedores de tres estrellas Michelin.

Resultado de imagen para Hotel 45 Park Lane logo
https://www.dorchestercollection.com/en/london/45-park-lane/

Hotel 45 Park Lane, flema británica.T1

Un hotel pequeño, tranquilo y elegante. Cocina de alto nivel y una ubicación que se lleva todos los premios: vistas a Hyde Park, en la zona más bonita de Mayfair. Excelente opción para quienes visitan Londres en plan de negocios, pero no quieren renunciar al shopping.

Ubicación.T3

En la mejor parte del barrio  de Mayfair, un edificio histórico alberga un hotel pequeño y sofisticado, hermano

del icónico The Dorchester, ubicado a pocos pasos. Mientras que este hotel destaca por su bajo perfil, años atrás allí funcionaba el Playboy Club.

45 Park Lane es una gran opción para quienes buscan tranquilidad y cierto sabor retro.

Gastronomía.T3

CUT es un restaurante regenteado por Wolfgang Puck y especializado en cortes de carne al estilo americano: además de los steaks, recomendamos la langosta asada, el salteado de pescado y el brunch de los domingos. La carta de vinos impresiona con más de 600 etiquetas. Finalmente, Bar 45 invita a tomar una copa entre amigos o al último trago antes de descansar.

Suites.T3

Hay 11: cada una cuenta con  vistas al elegante Hyde Park, mientras la Penthouse ofrece una vista panorámica de la ciudad. Recomendamos las suites con balcón y la Park Lane, con una amplia sala que da al parque.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *